Nueva York apoya el plan de “sentido común” de Obama para controlar las armas

NUEVA YORK, EE.UU.- El alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, apoyó este miércoles las medidas de “sentido común” propuestas por el presidente de EE.UU., Barack Obama, para dificultar el acceso a las armas, incluido un sistema de comprobación de antecedentes delictivos.

“Quiero dar las gracias tanto al presidente como al vicepresidente Joe Biden por defender y apoyar estas medidas de sentido común”, afirmó el alcalde en una rueda de prensa.

Con estas palabras se refirió Bloomberg a las medidas adoptadas hoy por Obama, que no requieren de la aprobación del Congreso y con las que pretende evitar que las armas lleguen a manos inadecuadas, prohibir la venta de las armas de asalto, aumentar la seguridad en las escuelas y mejorar los servicios de salud mental.

Bloomberg, cofundador y copresidente de la organización “Alcaldes contra las armas ilegales”, fue uno de los dirigentes municipales que lideró públicamente y de forma más contundente la campaña para reducir las armas en Estados Unidos después de que el pasado 14 de diciembre 20 niños y seis adultos murieran en una escuela de primaria a causa de los disparos hechos por un joven que antes había matado a su madre y que finalmente se suicidó.

“Lo único que podemos hacer por los que murieron es tratar de hacer todo lo posible para evitar situaciones similares en el futuro”, afirmó.

En palabras del alcalde, “ahora empieza el trabajo duro de verdad”, pues hay que conseguir que la gente cambie de mentalidad y comprenda los peligros que conlleva la posesión de armas.

Así, Bloomberg agradeció que el presidente haya contemplado entre sus medidas las demandas de los alcaldes, como la legislación de penas más duras para los traficantes de armas y la comprobación de los antecedentes para todas las armas que se vendan.

“Durante todo el tiempo que he estado trabajando en este tema, las leyes de sentido común sobre las armas nunca habían tenido tanto apoyo público”, añadió.

Por su parte el gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, también felicitó a Obama por estas acciones para detener “la ola de violencia armada”.

“Estas medidas serán de gran ayuda en la lucha para mantener las armas fuera de las manos de las personas potencialmente peligrosas y mantener a nuestros alumnos a salvo de cualquier daño”, afirmó en un comunicado.

Cuomo firmó el martes la ley estatal que endurece las normas de posesión de armas en Nueva York, que harán de este estado el más estricto en todo Estados Unidos en esta materia.

El gobernador insistió en que las medidas anunciadas por Obama son “razonables y sensatas”, y recalcó que no tienen nada que ver con el derecho a portar armas y que no chocan con los intereses de los cazadores o deportistas.

Comenta a través del sitio

O comenta usando Facebook

No hay comentarios desde nuestra web... Sé el primero en dejar uno!