Loor, disfrute

Rosario Espinal.

Rosario Espinal.

Disfrute, sobrevivimos el 21 de diciembre, se acerca 31, no hay problemas, o no muy grandes, o nada insoluble. ¿El gobierno? Bien gracias, en estos días reparte cajas, dicen que sin caras, para evitar confusión de quién realmente manda.

Mire alrededor: gente feliz, cielo y mar azul, edificios que se elevan como un haz de luz, amplias avenidas, túneles y elevados, Metro con subterráneos, líderes clarividentes, educación y salud de calidad, presupuestos balanceados, deuda pública baja, inversionistas emprendedores, buenos salarios, baja delincuencia, policías honestos, electricidad y agua potable para todos, y no hay basura mal oliente. ¿Qué más quiere la gente?

Loor a los alcaldes, gobernadores, legisladores, ministros, al presidente (el de ahora y los anteriores).

Los problemas están en Europa, en Estados Unidos, en el Medio Oriente (por eso llegó un emisario tropical), en el lejano Oriente, en África o en América del Sur. Aquí no. Este país está blindado, los gobernantes nos libran de todo mal; siempre atentos, siempre dispuestos, siempre entregados a las mejores causas del pueblo dominicano.

¿Qué unos cuantos desquiciados han estado protestando? Ignoren semejante disparate. Fueron engañados, manipulados o pagados; son mentirosos y envidiosos; se esconden en las redes sociales, los instiga la llamada sociedad civil, los intelectuales, o los raquíticos políticos de la oposición que no representan a nadie.

El gobierno es bueno, de servidores públicos honestos, honrados, transparentes y eficaces. Así lo testifican los informes de Transparencia Internacional y el Índice de Competitividad Global, donde República Dominicana ocupa los primeros lugares de excelencia junto a los países escandinavos.

No preste atención a los críticos ni a las críticas, abra sus ojos y oídos, escuche los que defienden la magna obra del gobierno. Ellos propagan la verdad por radio y televisión, en papel o Internet.

Si se entera de un atraco, de dos o tres, de cuatro o cinco, son falsos, se lo buscaron las víctimas, o quizás fue la casualidad, o una simple mala suerte, o una trama para que destituyan el jefe de la policía, o una campaña en contra del gobierno. Aquí la violencia es mínima, y si ha aumentado, es culpa de misteriosos aviones que llegan de tierras lejanas y escapan a la inspección de las dignas autoridades dominicanas.

Porque los militares y policías son eficientes y honestos, viven de un sueldo justo como manda la ley, nunca cobran comisiones ni se enriquecen ilícitamente. Igual sucede con los jueces y fiscales. Todo el sistema judicial brilla por su anuencia, no hay propinas ni sobornos, solo que las altas cortes quieren locales con aire acondicionado y buenos baños.

Si a usted no le alcanza el dinero, no se queje. Busque otro trabajo, no malgaste, o tómese un traguito para olvidar sus penas. En este país los impuestos son muy bajos; ya lo dijo el gobierno y el FMI. Créale y pague contento más impuestos a partir del día primero; serán utilizados para el bienestar de todo el pueblo dominicano.

¿Qué hubo un déficit fiscal? No se preocupe, déficit fiscal hay dondequiera, pero aquí nadie robó ni malgastó.

¿Qué la gasolina está cara? No ombe. ¿Qué no hay luz? Pero cómo dice semejante barbaridad si hay cobertura total a precio de ganga.

En este fin de año, prenda su arbolito lleno de bombillitos cortesía de las edes y dé su bailadita. Traigo una Trulla para que te levantes, esta trulla está caliente esta trulla está que arde… Volvió Juanita y dijo que no volvía, volvió con una maleta cargada de lejanía… De las montañas venimos… Inocente mariposa.

Artículo publicado en el periódico HOY

The following two tabs change content below.
Rosario Espinal

Rosario Espinal

Rosario Espinal

Latest posts by Rosario Espinal (see all)

Comenta a través del sitio

O comenta usando Facebook

No hay comentarios desde nuestra web... Sé el primero en dejar uno!