La columna de Miguel Guerrero: Un imperativo nacional

Miguel Guerrero.

Miguel Guerrero.

Esta sociedad, las organizaciones que la representan, tienen la obligación, moral si se quiere, de defender los valores en los que cree y pagar el precio que conlleve, sin importar cuán alto resulte.

Los plazos se nos agotan. Haber rehuido por tanto tiempo esa responsabilidad, incluso cuando se la ha asumido a medias, ha traído todos los males que hoy sufrimos e intentamos enfrentar sin atrevernos a correr los riesgos que las circunstancias exigen.

La crisis energética, cada vez más penosa, los exorbitantes niveles de discreción de los funcionarios públicos, el inmenso poder presidencial, muchas veces superior a la ley y la Constitución misma, la debilidad del poder judicial, la pobreza institucional, la absoluta falta de transparencia en el sector público, el deterioro de la educación, el descalabro de la salud, la crisis de los servicios básicos, la corrupción imperante en la esfera estatal y en muchas privadas, la marginalidad social, el irrespeto a la ley, el auge del narcotráfico, la complicidad de esferas oficiales con el crimen organizado y el lavado de dinero, admitidas en su propio ámbito, son apenas algunas de las conocidas consecuencias de una indiferencia colectiva que ha permitido el surgimiento de clanes políticos sin más ambición que la del lucro personal a cualquier costo.

Si esta sociedad no se rebela contra esos males está condenada a seguir subordinada al capricho e intereses de los grupos políticos dominantes.

Vivimos un proceso virtual de secuestro de las instituciones, con el control de todos los poderes del Estado por una clase política, que actúa bajo la premisa del partidismo sin más compromiso que el de preservar los privilegios que ella misma se ha otorgado.

Muchos dominicanos han perdido la fe en el sistema porque no le resuelve sus problemas y premia la corrupción. Vencer ese legado es un imperativo nacional.

mguerrero@mgpr.com.do
@GuerreroMiguele

The following two tabs change content below.

Comenta a través del sitio

O comenta usando Facebook

No hay comentarios desde nuestra web... Sé el primero en dejar uno!