Insulza propone un fondo de 100 millones de dólares para CIDH y CorteIDH

José Miguel Insulza.

WASHINGTON, EE.UU.- El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, propuso establecer un fondo de capital de cien millones de dólares para financiar las actividades de la CIDH y la CorteIDH, informó este jueves el organismo.

En una reunión con el Consejo Permanente de la OEA el miércoles, Insulza propuso ampliar “sustantivamente” un fondo ya existente en el organismo para impulsar el funcionamiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), según un comunicado difundido hoy.

El fondo se nutriría de préstamos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) o del Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), según el proyecto de Insulza, que precisó que aún no ha hecho gestiones con ninguna de esas instituciones.

El Consejo Permanente de la OEA está inmerso en un proceso de reforma de la CIDH que continuará este viernes con dos sesiones extraordinarias en las que escuchará a organizaciones civiles y activistas de derechos humanos de todo el continente.

El plan supone aumentar hasta los cien millones de dólares la dotación del Fondo de Capital de Aportes Voluntarios Oliver Jackman para el Financiamiento del Sistema Interamericano de Derechos Humanos, creado en 2007 y que cuenta actualmente con 152.000 dólares en su haber.

“Si efectivamente queremos aumentar los recursos de financiación para la Comisión y la Corte, se puede conseguir con un aumento sustantivo del Fondo de capital de aporte voluntario al Fondo Oliver Jackman”, señaló Insulza.

El supuesto préstamo del BID o la CAF sería financiado “por los Estados Miembros de la OEA con pagos parciales, en un plazo de 20 años -o de otro término- y con contribuciones proporcionales a las cuotas que pagan a la organización hemisférica”, explicó.

El renovado fondo destinaría su dotación de forma “proporcional” a la Comisión y la Corte, con el fin de hacer posible en el corto y mediano plazo la aplicación de los planes estratégicos que ambos organismos de la OEA han desarrollado para el próximo lustro.

La CIDH lleva años reclamando un aumento de presupuesto a la OEA, ya que la mayoría de sus fondos provienen de donaciones externas, y calcula que, para llevar a cabo su labor correctamente, debería contar en 2013 con 20,1 millones de dólares entre aportaciones de Estados y del fondo regular de su organización matriz.

El presupuesto de la OEA para 2013, aprobado a mediados de noviembre, aumentó en 500.000 dólares su dotación a ambos organismos, con 5,2 millones de dólares para la CIDH y 2,6 millones para la CorteIDH.

Insulza subrayó que su propuesta “no sustituye ninguno de los otros aportes que se entregan a ambos organismos, ya sea de parte del presupuesto ordinario de la OEA, o de las contribuciones voluntarias” de Estados miembros u observadores.

“Lo que en el fondo se pretende es dar estabilidad financiera y garantizar el funcionamiento de ambos organismos”, explicó el secretario general, cuya propuesta fue bien recibida por los embajadores, según la OEA, que recordó que éstos deberán consultar ahora con los cancilleres de sus países.

Comenta a través del sitio

O comenta usando Facebook

No hay comentarios desde nuestra web... Sé el primero en dejar uno!